Ford Modelo T camión papercraft a escala 1/10

El Ford T representó la revolución del automóvil en su tiempo, para 1924 ya había evolucionado; sin embargo mantenía la característica principal de los vehículos de la marca de Henry Ford, el innovador: fiabilidad y bajos costes. Era una herramienta de trabajo, de avanzada tecnología por su eficacia mecánica, gracias a este modelo se perfeccionó el hasta entonces arte de construir automóviles, naciendo una nueva era de producción en cadena. Se fabricó desde 1908 hasta 1927, año en que el último de los “The Tin Lizzie", abandonó las líneas de montaje de la fábrica Ford.



El Ford Modelo T, en su versión de carga se ha reforzado especialmente con muelles de acero delanteros y traseros y un chasis de metal fabricado en acero de vanadio que proporcionan fuerza al tiempo que reduce el peso considerablemente.





El Modelo T tenía un motor de 177 pulgadas cúbicas (2,9 L) en montaje frontal. Cuatro cilindros en línea estaban acomodados en un bloque de motor produciendo 20 hp (15 kW) de potencia para una velocidad máxima de 40-45 millas por hora (64 a 72 km / h). Fue el primer motor en poseer una culata demontable, lo que facilitaba el servicio de mantenimiento a las válvulas interiores.



De acuerdo con Ford Motor Company, el Modelo T podía economizar combustible del orden de 13 a 21 mpg (5 a 9 kilómetros por litro o 11,1 a 18,7 litros cada 100 km). El motor era capaz de funcionar con gasolina, queroseno, o etanol, aunque la disminución del costo del petróleo y la posterior prohibición del etanol hizo de este componente un combustible poco práctico.



El Modelo T era un vehículo de tracción trasera. Su transmisión fue un tipo de engranaje planetario anunciado como "tres velocidades". En términos de hoy en día sería considerado una de dos velocidades, porque una de las tres velocidades era reversa.


La suspensión empleaba un resorte montado transversalmente, sinedo del tipo semi-elíptica para cada uno de los ejes delantero y trasero, siendo este un eje de barra sólida, no una suspensión independiente, permitiendo una buena movilidad para hacer frente a los caminos de tierra de la época.



Este modelo de papel representa un Ford Model T para el transporte de bebidas, es una de las tantas modificaciones que las empresas y personas le practicaron al "Lizzie" durante su larga carrera en los caminos del mundo. La maqueta a escala 1/10 es de fácil construcción, con un total de 136 piezas texturizadas, incluye detalles interesantes como por ejemplo las botellas para armar y las cajas de bebida donde estas se montan y demsontan a gusto, además del interior de la cabina bien detallado.


Pueden adquirir el modelo a través de Tienda Paper Kids, accedan a el en el siguiente enlace:


2 comentarios:

  1. Buenas Tardes mira eh intentado descaragr el molde para armar este modelo ford T pero al parecer desaparecio el link...
    Quisiera saber si me lo podrias enviar a mi correo, es para un proyecto escolar y seria muy interesante si presentase este podelo en mi clase..
    Un saludo y espero se pueda mi correo es hahc22@hotmail.com

    ResponderEliminar